Mucho cocinero esta dañando la sopa!

COMPARTE ESTO CON TUS AMIGOS!

Muchos cocineros dañan la sopa. Creo que es lo que esta pasando en nuestro país, sin duda.

RIGOBERTO VARGAS

Después de la guerra del 48 o como quiera usted llamarla, mucho olvidamos los costarricenses.  Primero debemos recordar que fue un grupo de intelectuales y no militares, ni hombres llenos de ambición que tomaron el control, que hicieron lo que se debía hacer. Por tres elecciones, ya habían sido “manoseadas” por el calderonismo de la época apoyado por la élite que manejaba los negocios, y era claro, que no iban a entregar el poder de ninguna forma, que iban a seguir haciendo sus malcuernas y componendas para lucrar con el pueblo. Curioso ,¿verdad? ¡El paralemismo que podamos encontrar ahora!

Así que de un grupo de pensantes, nace la idea, contraria a su creencia, que debe de hacerse lo que debía que hacerse.

Luego de pasado el evento bélico, Don Pepe, hace un monumento en La Lucha, donde da honra a los dos bandos al de Liberación y a los contrarios, fue acusado, y fue criticado por eso, pero ahi reflejaba lo que realmente se quería hacer.

Al no haber Asamblea se tuvo que gobernar por medio de la Junta mediante decretos, que fueron y son los responsables de la grandeza de nuestra Nación. Se creo el ICE por ejemplo, se mantuvieron las garantías sociales y la Caja Costarricense, se reconoció lo bueno, se retuvo  y lo malo se quitó

La sangre estaba fresca, los de la Junta no pensaban como militares, ni querían hacer carrera en ello, querían volver a sus estudios, empresas, y vidas, pero con una patria libre. Y así lo hicieron. Los decretos de la Junta fueron de todo, menos inspirados en mezquindades políticas, o ambiciones propias. Mostró posibilidades a una Costa Rica pensante. Una Patria justa y solidaria, una buena sociedad de buena gente, Pura Vida!

Jocosamente, el día que se entregaba el poder a Don Otilio, la comitiva de Don Pepe, se atraso como 15 minutos, y rápidamente se esparció el rumor que no entregaría el poder. Gracias a Dios no habían redes sociales, sino el daño o susto hubiera sido mayor. Pero la historia prueba que si se entrego.

Hoy vivimos momentos turbios en nuestra historia, hoy estamos olvidando el costarricense perfilado por esa historia, uno solo, no dos bandos o tres, hoy una Asamblea Legislativa llena de intereses turbios, de múltiples grupos de interés, nos perfilan en un ocaso de nación y no en un glorioso amanecer de una república pujante y valiente, donde todos somos hermanos, donde todos somos parte. Estos grupos se han venido expandiendo en todo el acontecer de nuestra patria, desde asociaciones de desarrollo, municipalidades, ministerios, asamblea, gobierno, etc.

Pero ¿que vamos hacer los costarricenses, para rescatar nuestra verdadera vocación heredada de nuestros padres?

Las mafias se han establecido en los partidos políticos, ellas buscan el beneficio propio, y cual sabandijas desean chupar toda la sangre a nuestra patria. Y ahora un montón de emergentes que también quieren su pedazo de pan, muchos quieren repartirse el cuero del tigre!

Y si esto no para nos van a joder la sopa!

Cuidemos el voto, cuidemos la Patria.